El fracaso escolar se puede evitar cambiando de sistema educativo y estudiando en el extranjero

Es un hecho que en España el fracaso escolar es un problema de importancia nacional. O al menos, debería serlo. Sin embargo, ante un mal resultado académico, no siempre disponemos de las herramientas necesarias para solucionarlo.

Y es que una de las creencias más extendidas de las razones del fracaso escolar es que se deben a la falta de esfuerzo o de atención por parte del alumno. Y esto no siempre es así. Sacar malas notas no es necesariamente sinónimo de ser un mal estudiante, ya que las calificaciones escolares no son el único reflejo del verdadero rendimiento de un alumno.

Por otra parte, la condición de mal estudiante con poca predisposición es universal. Y sin embargo, año tras año los datos nos demuestran que suelen ser ciertos países (y en concreto, sus sistemas educativos) los que ocupan los peores puestos en Educación.

Según datos de Eurostat (la Oficina Europea de Estadística), España es el segundo país de la Unión Europea en fracaso escolar, solo por detrás de Malta. Cuenta con una tasa del 19% de jóvenes de entre 18 y 24 años que han abandonado el sistema escolar habiendo realizado, como mucho, la Educación Secundaria Obligatoria (ESO), que es el primer ciclo de secundaria.

Tampoco es casualidad que, por el contrario, países como Canadá, Reino Unido o Estados Unidos presenten de manera regular datos favorables y encabecen los listados de informes como PISA (Informe del Programa Internacional para la Evaluación de Estudiantes).

Entonces, ¿por qué en ciertos países existe más fracaso escolar? ¿Qué ofrecen otros sistemas educativos extranjeros que no tiene el español?

 
La respuesta a la primera cuestión es muy sencilla. Y no tiene nada que ver con el carácter de los alumnos o con su forma de estudiar. Se trata del sistema educativo.

En el sistema educativo español la dinámica educativa se basa en metodologías tradicionales basadas, sobre todo, en la memorización de la teoría impartida por el profesor. En cambio, en sistemas como el canadiense, el estadounidense o el británico prima la participación del alumno en las aulas, el trabajo en equipo, las clases prácticas y la especialización.

evitar fracaso escolar estudiar en el extranjero

El resultado de esta gran diferencia entre el sistema educativo español y los demás nos devuelve alumnos desmotivados, ahogados por la teoría que hay que aprender (en ocasiones sin entenderla previamente) y los numerosos deberes. No en vano, expertos en Educación como Andreas Schleicher, director de Educación y Habilidades de la OCDE y coordinador del Informe PISA, consideran que el fracaso escolar español se debe a que los jóvenes estudian únicamente memorizando, y cuando se les pide que generen sus propias ideas y conecten conceptos, no tienen los recursos necesarios para hacerlo.

En este contexto, los padres dudan sobre cómo actuar cuando reciben de sus hijos un boletín de notas que no corresponde a sus expectativas. Todos queremos educar a nuestros hijos para que tengan el mejor futuro profesional, pero ante unas malas calificaciones caben muchas reacciones, y no todas son acertadas.

En muchas ocasiones hemos visto cómo alumnos españoles han experimentado un notable aumento del rendimiento académico estudiando en colegios privados en Inglaterra y Estados Unidos.

Estudiar en el extranjero: un ascensor para estudiantes que tienen buen expediente y un flotador para los que no.

 
La amplia oferta educativa en el extranjero hace que podamos encontrar el sistema educativo y el colegio que mejor se adapten a las necesidades del alumno. Todavía estamos a tiempo de reaccionar de manera efectiva ante el fracaso escolar y proporcionar a nuestros hijos la educación que mejores resultados les ofrezca acorde a sus posibilidades. A continuación te ofrecemos algunas de las ventajas que ofrecen los sistemas educativos de Reino Unido, Estados Unidos y Canadá.

Grandes ventajas del sistema educativo de Estados Unidos

evitar fracaso escolar sistema-educativo en estados unidos

Una de las mayores ventajas que presenta el sistema educativo estadounidense es que las evaluaciones son finales, a diferencia del sistema educativo español, que cuenta con varias a lo largo del curso escolar.

Otro punto favorable que hace que el sistema educativo estadounidense beneficie a los alumnos españoles que deseen vivir un año escolar en el extranjero es la existencia de medios e instalaciones de gran calidad de los colegios. Además, los grupos reducidos de alumnos y la importancia que se le da a la participación de los estudiantes durante las clases.

Por otra parte, los alumnos españoles, cansados de no ver sus esfuerzos “recompensados” y de que sus resultados académicos no reflejen sus capacidades, acaban desconcertados sobre los estudios que deben cursar. En este contexto, el sistema educativo estadounidense orienta y prepara al alumno en el camino hacia la universidad de manera concienzuda.

Grandes ventajas del sistema educativo británico

año escolar en reino unido

Estudiar en el Reino Unido no solo da la oportunidad al alumno de poder aprender inglés y practicarlo en convivencia con nativos. El sistema educativo británico se caracteriza por que las clases están basadas en la práctica, lo que obliga a los alumnos a pensar y sobre todo, a buscar la aplicación práctica de los conocimientos adquiridos.

Por otra parte, la evaluación continua les hace mantener un esfuerzo constante durante todo el año, evitando así el agobio y la saturación de las pruebas finales en determinados momentos del curso.

El sistema educativo británico también es conocido por el hecho de que valora el trabajo en equipo, y no solo entre los alumnos, sino también entre los profesores. Así, los profesores de cada curso mantienen reuniones periódicas para valorar el verdadero nivel que se debe asignar a cada estudiante. De esta manera se identifican sus necesidades específicas de aprendizaje y se establecen los que serán sus objetivos académicos particulares. Se trata de una práctica que forma parte de un sistema denominado Moderation.

Grandes ventajas del sistema educativo de Canadá

sistema educativo canadiense

El 95% de las familias canadienses eligen la educación pública para sus hijos, lo que nos da una idea de la calidad de la educación estatal en este país. No en vano, Canadá está en el top ten mundial del mencionado informe PISA sobre educación de la OCDE.

Otra de las ventajas del sistema educativo canadiense es que, además de fijar unos objetivos concretos de aprendizaje, las clases están enfocadas al futuro profesional de los alumnos.

La evaluación, además, también es continua, lo que hace que el alumno no solo estudie ni se esfuerce durante las épocas de exámenes, sino que se le evalúa constantemente a lo largo del año escolar. Por otra parte, el Consejo de Ministros canadiense ha desarrollado un Programa de Evaluación que comprueba de forma periódica el nivel de los alumnos de cada región en materias como Matemáticas, Lectura o Ciencia.

Por último, este sistema educativo valora especialmente la educación emocional y trata de formar a los alumnos en este tipo de inteligencia, desarrollando estrategias para evitar el bullying y otros comportamientos indeseados de los alumnos durante su etapa escolar.

Crecimiento personal

Además de mejorar sus resultados académicos o evitar un posible fracaso escolar, el alumno que estudia en otro sistema educativo diferente al español experimenta un gran enriquecimiento cultural y personal. Descubre el mundo y aprende a desenvolverse en él.

Durante un año escolar en el extranjero se conocen numerosas personas, culturas, gastronomías, lugares e idiomas. Esto hace que el alumno se acerque al mundo con una mentalidad abierta y multicultural. Algo que le marcará y le cambiará para siempre.

 

Cambiar de sistema educativo en el momento en que notemos los primeros síntomas de que nuestros hijos no están sacando el mejor partido a sus estudios es la mejor decisión que podemos tomar. Cuando el futuro educativo de nuestros hijos está en juego, no podemos dudar en aprovechar todas las oportunidades que los sistemas educativos en otros países nos pueden proporcionar. Porque un cambio de colegio y de sistema educativo puede cambiar el futuro académico de un alumno.

 

 ASTEX

Departamento de Curso Escolar

2 Comentarios
  • Monica Correa
    Publicado en 15:37h, 18 Noviembre Responder

    Buenos días, acabo de leer su artículo y me ha parecido muy interesante, yo tengo un hijo de 14 años que en la actualidad saca muy malas notas y presenta una apatía total frente a los estudios, me estoy planteando la posibilidad de mandarle el resto del curso al extranjero para ver si reacciona pero me encuentro muy perdida y no se donde encontrar información/asesoramiento al respecto. Tendrían ustedes más información? Graciaz

    • ASTEX
      Publicado en 11:44h, 20 Noviembre Responder

      Buenos días, Mónica. En primer lugar, gracias por tu comentario. Nos alegramos de que nuestros contenidos hayan resultado de tu interés. Respecto a la posibilidad de que tu hijo estudie en el extranjero, estaremos encantados de escucharte y ofrecerte toda la información y el asesoramiento necesario para que tomes la mejor decisión; y, si lo prefieres, puedes concertar una entrevista personal sin ningún tipo de compromiso. Puedes contactarnos en el 91 590 34 74 y en el e-mail cursoescolar@astex.es. También podemos contactar contigo si este es tu deseo.

      Muchas gracias,
      Recibe un cordial saludo.

Publicar un comentario

No te pierdas las novedades de nuestro blog ASTEX

¿Qué encontrarás en nuestro blog?

Descubrirás contenidos y consejos sobre educación internacional.

Tus datos no serán compartidos.